CRÉDITOS RÁPIDOS GRATIS SIN INTERESES Y SIN COMISIONES

Préstamos gratis con el primer crédito sin intereses

Descubre aquí la mejor selección de préstamos en línea y microcréditos sin intereses ni comisiones. Esta es una lista actualizada en la que hemos incluido préstamos gratuitos o con un tipo de interés del 0%.

Crédito Cantidad máxima y plazo Condiciones
750 € en 30 días Ver
500 € en 30 días Ver
300 € en 26 semanas Ver
500 € en 6 meses Ver
300 € en 30 días Ver
300 € en 30 días Ver

¿Buscas opciones para conseguir un crédito gratis? Los préstamos sin intereses ni comisiones existen, aunque no son muchos. Aquí te damos la lista actualizada de créditos gratis que hay ahora mismo en el mercado.

Algunas entidades promocionan sus créditos gratis para nuevos clientes, por ejemplo. También puedes conseguir préstamos casi gratuitos, sin intereses a cambio de una pequeña comisión (de apertura, por ejemplo).

Antes de contratar tu crédito gratuito, lee bien el contrato y asegúrate de que comprendes las condiciones. Así tu experiencia será óptima y tendrás la tranquilidad de contratar un crédito seguro. 

TODA LA INFORMACIÓN QUE NECESITAS SOBRE PRÉSTAMOS SIN INTERESES

¿Son realmente gratis los préstamos sin intereses?

Si has llegado hasta aquí, es más que lícito que te preguntes si los llamados “préstamos gratis" son fiables.

En primer lugar, debemos diferenciar entre los préstamos gratuitos y los préstamos sin intereses.

  • Los préstamos gratuitos son un tipo de préstamo por el que no se paga nada. Este es un caso poco común y es normal que tengas dudas sobre ellos. En la vida nada es gratis y los préstamos no son una excepción. Algunas entidades ofertas créditos gratis para atraer a nuevos clientes. De hecho, seguramente los veas ofertados como “gratis el primer crédito". En principio, el préstamo sí es gratuito y esto le sirve a las empresas para ofrecerte otros créditos (esta vez, con costes altos) y tenerte en su cartera de clientes.En el mercado existen un sinfín de entidades de crédito, de préstamo, financieras y bancos, todos ellos compitiendo por vender sus productos a un público concreto. Desde hace unos años y con la legislación que regula la contratación de los préstamos en línea, la competencia es feroz. Ofrecer un primer crédito gratis es una táctica que algunas de estas empresas están siguiendo para conseguir hacerse un hueco en este competido mercado.
  • Por otro lado, tenemos los préstamos sin intereses. Que un préstamo o crédito no tenga intereses, no quiere decir que no haya que pagar algo. Los intereses son una forma de pagarle dinero a la entidad a cambio de dejarnos el dinero, pero no es la única. Es posible que un préstamo no tenga intereses pero sí comisiones. Las comisiones de apertura, cancelación o amortización anticipada son algunas de las más habituales. Si un préstamo no tiene intereses, seguramente tenga alguna de estas comisiones, por lo que no es gratis, sino que lo pagas de otra manera.

Debes tener en cuenta que el público al que se dirigen estos créditos son personas con problemas de solvencia importantes. El perfil de persona que busca créditos gratis tiende a volver a necesitar liquidez al poco tiempo de haber solventado sus deudas. Ahí es donde las entidades empiezan a sacar partido de esa táctica.

Como ves, los préstamos sin intereses no son fraudulentos ni engañosos. Pero sí debes tener en cuenta que casi nada es gratis. Infórmate muy bien antes de firmar tu contrato. Debes tener muy claro las condiciones bajo las que vas a disponer de la liquidez, para así asegurarte un buen futuro financiero.

¿Qué requisitos hay que cumplir para tener un préstamo gratis?

Los requisitos para acceder a un préstamo gratuito no son muy distintas de las de un préstamo habitual. Además, los requisitos pueden variar dependiendo de la empresa, de la cantidad de dinero, del perfil de quien pide el préstamo, etc.

Aquí te explicamos qué requisitos suelen ser los más habituales. Además, te damos unas recomendaciones extras para que todo te salga a pedir de boca.

Requisitos más habituales:

  • Ser cliente nuevo. Como ya hemos mencionado, los préstamos gratuitos pueden usarse como reclamo para captar clientes nuevos. Es una acción de marketing utilizada por las entidades financieras para aumentar su cartera de clientes. Por eso, no haber contratado ningún servicio de la entidad suele ser un requisito para que el préstamo o crédito sea gratis.
  • Ser mayor de edad. Como con cualquier otro préstamo, hay que tener al menos 18 años para acceder a un préstamo. Algunas entidades también fijan una edad máxima para acceder al préstamo. Suele situarse entre los 60 y los 75 años, dependiendo de la compañía y de las condiciones del préstamo.
  • Residir en España. Tu vivienda habitual debe estar situada en España. Aunque tu nacionalidad no sea española, si vives en España puedes solicitar tu préstamo.

Requisitos recomendables:

  • Tener una fuente de ingresos regular. Puede tratarse de una nómina, de una pensión, de la prestación de desempleo, etc. El caso es que tengas unos ingresos regulares y que sean suficientes para hacer frente al préstamo. A la hora de pedir cualquier tipo de préstamo, este es un requisito que hay que fijarse en cumplir, incluso aunque no sea obligatorio.
  • No tener otras deudas. Si vas a pedir un crédito o préstamo, te recomendamos que no dejes otras deudas abiertas pendientes. Tener otros pagos pendientes dificultará que devuelvas el préstamo. Si ya tienes otras deudas (un préstamo, una hipoteca), te recomendamos que eches un vistazo a los planes de reunificación de deudas. De esta forma, las unirás en un solo préstamo, con mejores condiciones y menos quebraderos de cabeza para ti.
  • No formar parte de una lista de morosos. Haber cometido impagos es una muy mala señal para la entidad, ya que da a entender de que no eres un buen pagador. Liquida toda deuda del pasado e intenta salir las listas de morosos.

¿Qué documentación tengo que presentar para un crédito gratis?

Contratar un crédito rápido o un préstamo gratuito online es realmente sencillo, y también fiable. Puedes hacer este trámite de forma online, sin burocracia ni papeleos y recibir tu dinero de forma igualmente sencilla.

La concesión de préstamos y créditos online está regulada desde el 2007, cuando se aprobó la Ley 22/2007 sobre la comercialización a distancia de servicios financieros destinados a los consumidores.

Es posible que algunas entidades te pidan documentos distintos, pero aquí te indicamos qué documentación es la que normalmente tenemos que presentar para contratar un préstamo gratuito y online.

  • Documento de identidad (DNI, NIE o pasaporte). Como es lógico, tu identidad debe quedar patentada con un documento de identidad, vigente y legal.
  • Número de cuenta bancaria. Para recibir el dinero que pides, debes indicar tu número de cuenta bancaria. De esta forma, cuando el préstamo se apruebe, recibirás el dinero cómodamente en tu cuenta.
  • Extracto de tu cuenta bancaria. Es un documento que indica los ingresos y gastos que realizas. La entidad de crédito lo verificará para comprobar que eres solvente y puedes hacer frente al crédito.
  • Documento de tu fuente de ingresos. Debe ser un documento que pruebe cuáles son tus ingresos regulares. Puede ser la nómina de tu trabajo, facturas si eres autónomo, pensión, etc.

Como ves, son documentos que puedes conseguir fácilmente y de manera rápida. Así el proceso de conseguir el préstamo se hace ágilmente y sin perder el tiempo en trámites innecesarios.

¿Cómo saber si un préstamo es totalmente gratuito?

Comprender las condiciones de cualquier contrato financiero no siempre es fácil. El complejo lenguaje o la letra pequeña hacen que algunos contratos sean realmente difíciles de comprender.

Al contratar tu préstamo, es vital que comprendas al 100% las condiciones. Si el préstamo se anuncia como un préstamo gratuito, te recomendamos que prestes especial atención. Aunque sí existen los préstamos gratuitos, debes leer bien las condiciones y asegurarte de que así sea.

Para que un préstamo sea gratuito debe cumplir las siguientes condiciones:

  • Que el interés de cualquier tipo sea 0%. Aunque la entidad diga que el interés TAE del préstamo es 0, es posible que tenga otro tipo de interés que no lo sea (el TIN, por ejemplo). Hay varios tipos de interés. Debes fijarte en que todo esté a 0%.
  • Que no tenga comisiones. Algunos préstamos no tienen intereses, pero esto no quiere decir que sea gratis. Puede tener una comisión de apertura o de cancelación. Otras comisiones habituales en los préstamos son las de amortización anticipada (si quieres devolverlo antes de lo previsto), la de demora (si tardas en devolverlo), etc.

Como ves, debes estar atento y leer con atención tu contrato y las condiciones que estás firmando. Solo así podrás estar seguro de que el préstamo es gratis.

¿Qué ventajas tienen los préstamos gratis?

Contratar un préstamo sin intereses tiene muchas ventajas.

  • Te da la liquidez que necesitas. La más obvia es que puedes conseguir liquidez de forma fácil. Si estás pasando por un problema financiero puntual y necesitas solventarlo rápidamente, un préstamo gratis puede ser una opción perfecta para salir de ese bache.
  • No tienes que pagar costes extra. Con un préstamo gratuito, devuelves exactamente lo que pides. No tienes que pagar intereses ni comisiones, que en algunos casos empeoran la situación en lugar de mejorarla.
  • Es rápido. Es normal que en alguna ocasión de tu vida te veas envuelto en una situación compleja, económicamente hablando. Cuando esto sucede, suele ser apremiante y necesitas la liquidez cuanto antes. Los préstamos online son una buena solución porque te evitas largos trámites burocráticos. Gracias a que el proceso es ágil y eficiente puedes recibir el dinero en tu cuenta casi de forma inmediata.
  • Es sencillo. Con un préstamo gratuito envias tus documentos a distancia, de forma rápida y sin tener que presentar documentos difíciles de conseguir. Además, no tienes ni que moverte de tu casa. Puedes hacerlo cuando a ti te venga mejor, sin tener que cuadrar tus horarios con los molestos horarios de atención al público de los bancos.
  • Las cantidades son pequeñas. Esto es una ventaja, porque quiere decir que solo necesitas un poco de dinero para salir de un bache puntual. Cuanto menor sea la cantidad, antes la podrás devolver, por lo que en seguida quedarás libre de deuda. Habrás solventado tu problema antes de que te des cuenta.
  • Sin tantos requisitos. Algunos préstamos piden unos requisitos realmente inalcanzables. Los préstamos rápidos o los préstamos gratuitos no son tan exigentes con los perfiles de sus usuarios. En parte de debe a que las cantidades son muy pequeñas, así que no hace falta cumplir tantos requisitos como en los préstamos bancarios, por ejemplo. Un préstamo gratuito lo puedes pedir sin aval, sin nomina o incluso figurando en ASNEF. Lo importante es que tengas alguna fuente de ingresos que te permita hacer frente al pago.
  • Puedes escoger entre muchas condiciones. En un banco, es el banco es que el te pone las condiciones. Con un crédito pequeño o un préstamo gratis, puedes elegir entre muchísimas ofertas. Gracias a este gran abanico, puedes escoger entre muchas condiciones distintas. Esto hará que el préstamo sea casi personalizado, adaptado totalmente a tus necesidades.

¿Qué inconvenientes tienen los préstamos gratis?

Aunque tienen muchas ventajas, todo tiene sus cosas buenas y sus cosas malas. Te las explicamos:

  • Es una deuda. Es obvio, pero no lo debemos olvidar. Aunque un préstamo gratis puede solucionar tu bache económico, no deja de ser una forma de endeudarse. Te recomendamos que, si tienes alguna forma de conseguirlo, intentes solucionar este problema de liquidez sin deudas. Si aun así lo haces, hazlo de forma realista y responsable.
  • El riesgo del impago. Aunque el préstamo sea gratuito, te saldrá muy caro si tienes problemas para devolverlo. Si no cumples las condiciones del préstamo, se aplicarán intereses de demora, que a todas luces empeorarán tu situación económica. Además, corres el riesgo de que incluyan tus datos en las listas de morosos.

¿En cuánto tiempo tengo que devolver el dinero? ¿Puedo hacerlo a plazos?

Los plazos de devolución de un préstamo gratuito dependen de la cantidad que pidas (entre otros factores). Normalmente, los plazos de devolución más frecuentes son de 30 días o de algunos meses si hablamos de cantidades mayores. Al no tratarse de cantidades de dinero muy altas, estos son los parámetros que encontrarás en el mercado.

Sin embargo, es posible que también encuentres la posibilidad de devolver el préstamo a plazos. Esta es una opción bastante cómoda, porque podrás ir pagándolo poco a poco, de forma cómoda. Así evitarás sorpresas en el momento final de devolver el préstamo.